Silla de paseo ligera: consejos a tener en cuenta antes de comprarla

Silla de paseo ligera

La llegada de un niño siempre es un momento de alegría y de felicidad, pero también puede llegar a ser un poco estresante. No cabe duda de que un acontecimiento de este tipo te cambia la vida en todos los sentidos, y los meses antes de que llegue esa nueva vida a casa son igual de emocionantes porque tienes que prepararlo todo para su llegada. Hay muchas cosas que hacer, muchas cosas que comprar, muchos libros que leer y muchas decisiones que tomar antes de que nazca un niño, y entre las muchas decisiones que hay que tomar, el transporte de este es de vital importancia. Cuando tienes una vida tan frágil en brazos lo único en lo que eres capaz de pensar es en que tienes que protegerla a toda costa, y es por eso por lo que la selección del transporte con el que vamos a llevarle a sitios es muy importante.

Lo cierto es que disponemos de muchas opciones, ya que existen muchas posibilidades y todas ellas están adaptadas a las necesidades del niño según su edad y su tamaño. Una de las mejores opciones para transportar al niño y que, a la vez, pueda explorar el mundo, son las sillas de paseo ligeras. La velocidad a la que crecen los niños durante sus primeros meses de vida es asombrosa, y no tardaremos en darnos cuenta de que los objetos que compramos para su transporte nada más nacer se quedarán obsoletos en cuestión de semanas. Las sillas de paseo ligeras son una opción muy versátil y duradera porque, gracias a su estructura, podrán utilizarla tus hijos durante bastante tiempo, a diferencia de los carricoches, por ejemplo.

Las sillas de paseo ligeras son una opción muy inteligente porque resultan muy cómodas de llevar, y el niño puede disfrutar de observar el mundo mientras nos desplazamos, ya que están diseñadas para que estas miren al frente. Está claro que es una compra indispensable para todo padre, y si eres padre primerizo no tardarás en darte cuenta de que te hace mucha falta una silla de estas características, pero es necesario tener algunos factores en cuenta antes de decidirnos por una, así que voy a darte unos pocos consejos básicos para que sepas escoger la mejor silla de paseo para ti y para tu bebé.

Claves para escoger la silla de paseo ligera correcta

Aunque cuando pensamos en nuestro hijo tenemos claro que se lo queremos dar todo y se nos olvida fijarnos un presupuesto, es importante tener en cuenta el dinero del que disponemos antes de comprar este tipo de sillas. Hay un catálogo muy amplio de sillas de paseo, y no te llevará mucho tiempo toparte con opciones muy caras. Mi recomendación es que no caigas en la idea de que una silla de paseo es mejor por ser más cara, ya que es muy probable que encuentres algo que se adapte mejor a ti sin tener que gastarte un dineral que, créeme, te hará falta para otras cosas. En ExclusivasdelBebe.com encontrarás sillas de paseo ligeras de muchos tipos y con precios muy variados, pero podrás observar las características y la estética de cada una de ellas, y no tardarás en darte cuenta de que hay sillas más asequibles que otras pero que, por unos motivos u otros, te gustan más, así que no te guíes exclusivamente por el precio porque la condición “cuanto más caro mejor” no tiene por qué darse en este contexto.

Debes fijarte bien en las condiciones de seguridad, como el agarre y la estructura de la barra central, y en tu margen de reacción. Con esto me refiero a que existen modelos de sillas de paseo ligeras que incluyen un visor transparente en el parasol del carrito, lo que te permite observar al niño y asegurarte de que está bien o de si le falta algo o se le ha caído algún calcetín sin necesidad de parar para ponerte a su altura, ya que el bebé va orientado en la misma dirección que tú y, sin esa pequeña ventana, no podrías vigilarle. Ten también en cuenta las ventajas que te ofrecen algunas sillas en comparación con otras, como la extensión del parasol, la ergonomía del mango, el tamaño de las ruedas o los compartimentos para cargar con todo lo que puede necesitar un bebé durante un paseo, por breve que sea.

Y, por último, la portabilidad es también un aspecto clave para que la silla te resulte cómoda de llevar. Ten en cuenta que tendrás que subir y bajar muchas escaleras, así que debes asegurarte de que sea ligera para no cansarte de más, y debe ser fácil de plegar y de desplegar, sin que ocupe demasiado espacio, para así poder guardarla una vez en casa o si vais de viaje, en el coche. Tener en cuenta el tamaño y el peso te ahorrarán muchas incomodidades, porque te aseguro que esta la silla la vas a llevar contigo durante mucho tiempo, y que te resulte cómoda es clave.

Compártelo en tu red social: