Consejos para la alimentación infantil

Consejos para la alimentación infantil

El siguiente artículo va dirigido a los padres que buscáis consejos y sugerencias para darle a vuestros una alimentación sana y equilibrada. A continuación veremos las claves de una dieta nutritiva con la que crecerán sanos y fuertes.

En primer lugar felicitaros por querer buscar pautas alimenticias, por una correcta alimentación es la base para un crecimiento adecuado y, aunque no lo parezca, previene problemas de diversos tipos. Por ello, hacéis muy bien en buscar una alimentación equilibrada para toda la familia.

La primera pauta es sencilla: los niños deben comer de todo. Y cuando hablamos de todo, nos referimos a comer diariamente frutas, verduras, productos lácteos, alimentos feculentos, etc. Todos ellos cumplen un papel primordial en el desarrollo de los niños.

Igualmente debemos limitar el consumo de productos azucarados y grasos. Observa que no hemos dicho prohibir, porque la negación absoluta de algo puede llevar a casos de obsesión. Pero sí debemos limitar su ingesta, siempre recordando las consecuencias de un abuso de este tipo de productos.

A continuación de lo que hablaremos es de los diferentes tipos de alimentos que debemos tomar semanalmente, para que tengáis una noción más clara de las pautas alimenticias a llevar.

Y empezaremos con el beneficioso consumo de frutas y verduras. Debemos ingerir estos alimentos al menos cinco al día. Este tipo de alimentos aporta vitaminas, minerales y fibras, indispensables para proteger nuestra salud. Y todo ello lo aportan con una bajísima cantidd de calorías, siendo éste otro aliciente más porque ayudan a prevenir la obesidad o la diabetes.

Antes hemos hablado del consumo de alimentos feculentos, pero quizá no sabías de lo que hablábamos. En este tipo de alimentos encontramos el pan, los cereales, las patatas, la pasta, las legumbres, etc.

La labor de estos alimentos es proporcionarnos energía para los músculos y el cerebro. Igualmente son muy saciantes, por lo nos permiten aguantar mucho tiempo sin volver a ingerir alimentos.

Al estar hablando de pastas y arroces, me parece que es un buen momento para hablar de la forma en la que consumimos éstos. Intenta evitar el uso de mantequillas, natas, salsas, etcy trata de acompañar estos alimentos con pequeñas verduras, salsa de tomate natural o especias. El pan y los cereales en el desayuno son muy beneficiosos, aunque debemos evitar los más grasos y azucarados.

Seguimos ahora con los productos lácteos. Por supuesto en éstos hablamos también de la leche. Lo ideal es consumir productos de este tipo 3 o 4 veces al día, dependiendo del tamaño de la porción y de su riqueza de calcio. La función del calcio nos permite aumentar y mantener unos huesos sólidos.

En otra escala de la pirámide alimenticia encontramos la carne, el pescado y los huevos. Este tipo de productos podemos consumirlos de 1 a 2 veces al día. Estos tipos de alimentos aportan proteínas, que a su vez aportan sustancias indispensables para nuestra piel, nuestros músculos, nuestro corazón y nuestro cerebro. Igualmente aportan hierro, ideal para evitar el fatiga.

Y por último hablar de la bebida. Para hacerlo, empezar diciendo que puedes beber agua a voluntad y que prestes mucha atención al consumo de bebidas azucaradas. El agua es necesaria para hidratar las celdas y mejorar la circulación de la sangre, por lo que se recomienda beber hasta dos litros de agua diarios. 

Compártelo en tu red social:
Más en Chiquiwiki:
Aviso legal Contacto Google+ Facebook